2012/02/03

3535 Uno de los ángeles de Sodoma

Como si fuese
El justo de Lot,
Bajo la sombra
De mi tejado.

Me sentaré
Bajo el dintel
De mi puerta
A esperar.

Sin edredones,
Para con artes
De prestidigitador
Desmadejar
Cual Penélope.

Que llegue uno
De los ángeles de Sodoma,

Que en el cofre
De mi pecho
Tengo espacio
Para hospedar.

Y una vez
Puertas adentro,
Clausuradas
Las entradas…

En aquel entonces
Se desplegará
Para cada una
De sus papilas gustativas,
Un catálogo
De sabores.

Banquete
Pantagruélico
De delicadezas
Sin clasificar.

Y en sus once
Papilas caliciformes
Estará vedado
Para siempre
El sabor amargo
De la soledad.
Publicar un comentario