2012/05/20

3568 Una selva con su verde esplendor

Accionas el mecanismo
De mi íntimo placer
Cuando me dejas
Abierta la posibilidad
De que vendrás
A dormir conmigo
Y que la aurora
Luego de horas
Abordándonos
Por la escalera
Contigua
Al delirio,
Ineludiblemente
Nos asaltará.

Debajo de tu lengua
He de ver los colibríes
Aletear en agonía,
Por los besos retardados
Que me ofrecerás
En ambrosía.

Mis raíces exploran
Las urnas sagradas,
Los cofres ocultos
Las lámparas de Aladino
Preservadas
Para tu placer.

Contemporáneamente
Al movimiento de tu mirar,
Por los huecos internos
De mi cuerpo crecerá
La mismísima vara de Aarón
Que prodigiosa reverdece,
Echando frondosas ramas
Y estas ramas me rejuvenecen,
Me vigorizan,
Me vivifican por dentro,
Hacen de mi pecho una selva
Con su verde esplendor.
Publicar un comentario